Blogia
La Voz de Gran Canaria

Ricardo Melchior, presidente por ATI-CC del Cabildo de Tenerife: 'Tenerife es la isla canaria con más peso específico'

Ricardo Melchior, presidente por ATI-CC del Cabildo de Tenerife: 'Tenerife es la isla canaria con más peso específico'

Entre una tonga de papeles, el presidente del Cabildo de Tenerife, Ricardo Melchior, defiende la gestión de su equipo de gobierno al frente de la corporación y la hegemonía de la Isla en relación al resto del Archipiélago. No desvela, sin embargo, si se presentará nuevamente como candidato a la presidencia de la corporación y se muestra seguro de que el sistema tranviario Santa Cruz-La Laguna será un éxito para la movilidad, no sólo de los ciudadanos del área metropolitana, sino de toda la isla.

-¿Qué balance hace de su gestión a un año de las próximas elecciones?

-Estoy convencido de que cumpliremos prácticamente la totalidad de los objetivos que nos habíamos propuesto y los compromisos con nuestra gente, a pesar de que algunos se demorarán 3, 4 ó 5 meses, como puede ser el caso de los complejos hospitalarios y sociosanitarios del Norte y del Sur, ya que el del Norte se terminará en 2007 y el del Sur, posiblemente, a principios de 2008. También cumpliremos el compromiso del metro ligero en el área metropolitana, aunque exista un retraso de unas semanas, y el de todos los centros sociosanitarios que hemos puesto y que vamos a poner en funcionamiento. Luego hay otros objetivos, como los referidos al litoral, que no son de nuestras competencias, pero prácticamente en casi todas las cosas hemos cumplido o lo haremos. Además, hay iniciativas que han surgido, pero que son sumamente importantes, como el NAP, la zona franca abierta o el fomento de Tenerife como plataforma tricontinental. Estoy satisfecho con el trabajo realizado e ilusionado, y espero que siga esa línea ascendente de Tenerife, que se ha convertido en la primera Isla del Archipiélago en cuanto a parámetros socioeconómicos. Es, por ejemplo, la de mayor PIB, valor añadido neto, generación de puestos de trabajo y mayor población.

-Con esos datos, da la impresión de que ni mucho menos se ha quedado Tenerife atrás de Gran Canaria.

-Es al revés, y ahí están las cifras, aunque hay una serie de valoraciones que son difíciles: que si pinta más, que aparece más aquella Isla o esta otra... A nosotros nos da la impresión de que a Gran Canaria se le trata mejor y a ellos les da la impresión de que es al revés. Hay muchos aspectos subjetivos, pero los claramente objetivos están ahí, como el crecimiento, dónde se generan los puestos de trabajo, qué ha crecido más y cómo en cada uno de los sectores... Ahí vemos que el peso específico de Tenerife dentro del Archipiélago canario es el más importante.

-¿Cuál ha sido su principal logro?

-No me atrevería a destacar uno. Creo que, fundamentalmente, mantener un equipo de Gobierno que esté trabajando con fuerza e ilusión. Eso ha permitido que, por ejemplo, en las áreas sociales el trabajo haya sido intenso y bueno, un logro de la consejera Cristina Valido, y así sucesivamente. Con lo que me siento más satisfecho es con haber formado un equipo que ha trabajado francamente bien. No puedo decir que es más importante este trabajo o el otro, esta infraestructura o esta otra, porque todos los proyectos son importantes. El Cabildo está realizando del orden de 1.200 actuaciones en la Isla, y de éstas algunas son pequeñas y otras grandes, pero todas son importantes. Quizás podemos dividirlas en tres grandes grupos, y el social posiblemente es el primero. Creo que se han conseguido grandes objetivos. Habíamos tenido un déficit importante a lo largo de los últimos decenios y hemos avanzado de una forma decisiva. En el segundo aspecto, nuestro territorio, también hemos avanzado, y también en lo que son los sectores económicos, donde la función de una administración no es hacerse hotelero, ganadero o agricultor, sino poner los medios adecuados para que funcionen de forma competitiva las diferentes actividades que se desarrollan y las iniciativas empresariales. Quizás la parte más urgente que tengamos en la Isla sea la de la movilidad, algo muy difícil de resolver. Se trata de movernos con mayor rápidez y comodidad, ocupando el menor territorio, con la menor contaminanción y sin que eso suponga hacer mayores autopistas. Eso supone el cierre del Anillo Insular, que es una obra de interés general del Estado en la que intervienen los gobiernos central y autonómico, pero que nosotros empujamos por la importancia que tiene para nuestra Isla. También el establecimiento de una línea ferroviaria rápida que nos permita movernos desde el área metropolitana al Sur y al Norte.

-¿Cuáles de esos proyectos no verán la luz en este mandato?

-Una parte del cierre del Anillo Insular se adjudicará este año y estará caminando físicamente a finales de este mandato. Pero el tren, obviamente, no se verá. Ahora corresponderá al Estado, como en cualquier otra parte del territorio español, realizar las inversiones necesarias.

-El tranvía, ¿le dará votos o se los quitará a CC en las próximas elecciones?

-Estoy convencido de que el tranvía será muy positivo para el área metropolitana y para la Isla. Probablemente a los tres cuatro o cinco meses de su puesta en marcha, nadie se imaginará el área metropolitana sin el tranvía, y además de poder movernos con mayor rapidez, comodidad, menos contaminación y de forma más barata, dará un aire de modernidad e innovación a nuestro territorio, que también es importante. Por eso estoy convencido de que todo el mundo estará a favor y nadie reconocerá que estuvo en contra. El problema radica en si terminamos uno o dos meses antes o no.

-¿Cuándo comenzarán las obras del tren del Sur?

-Eso va para largo. No depende del ritmo que le pueda dar el Cabildo, que ha hecho todo lo posible, por ejemplo, en la realización del estudio previo del anteproyecto al Sur y al Norte, que es un paso adelante que teóricamente tendría que hacer el Ministerio. Nosotros, además, contratamos a la empresa del Ministerio, que es Ineco y le ofrece toda su garantía. Luego habrá que realizar el proyecto de ejecución, que ya corresponderá al Estado. No creo que esté antes de principios de 2008. Sería feliz si la Isla dispusiese de un transporte ferroviario desde Playa de las Américas hasta Los Realejos, pasando por el área metropolitana, en el plazo de 10 años.

-Víctor Pérez Borrego se ha convertido en una de sus manos derechas en el Gobierno insular, pero a pesar de ello parece que corre el riesgo de perderlo. ¿Estaría dispuesto a hacerle un sitio en CC?

-¿Por qué corro el riesgo de perderlo?

-Es de otra formación política y se acercan las elecciones.

-Víctor es un hombre cuya valía no ha sido una sorpresa para mí. Lo conocía antes de incorporarse al equipo de gobierno, hace ahora 7 años. Él estaba en el CCN y le correspondía, creo, el puesto 16, pero yo dije que se le pusiera más adelante para que saliese seguro. Así ha sido y no me ha defraudado. Es un hombre que trabaja con muchísimo rigor y es absolutamente leal. El riesgo de perderlo... Yo, todavía, el próximo mandato me lo estoy pensando, sinceramente. No sé si voy a encabezar la lista o no. Ahora me preocupo de llegar a finales del mandato pudiendo decir "he cumplido el 98% de los compromisos".

-¿Qué opina de Ángel Llanos cuando se dice que utiliza el Cabildo como plataforma publicitaria personal?

-Creo que todo lo que hace es absolutamente lícito y comprensible. No nos olvidemos de que Llanos está realizando una buena labor en el Cabildo a través del área de Relaciones Institucionales. Lo hace con absoluta lealtad al equipo de gobierno y a la institución. Que salga un poquito más o menos..., pues bueno, forma parte de la estrategia personal. Personalmente no tengo ninguna queja en este sentido, y la verdad es que es una persona que, cuando llegamos al acuerdo de lo que hay que hacer, cumple lealmente.

-Da la impresión de que, durante los últimos meses, en el Cabildo ha existido una creciente crispación entre las fuerzas políticas.

-Sucede a medida que se van acercando las fechas electorales, y más que los comicios, las fechas en las que los partidos deciden quién encabeza cada una de sus listas. Un ejemplo es el PSOE, que no tiene claro quién lo va a encabezar, tiene a 3 ó 4 personas y cada uno de ellos pretende hacer el mayor número de méritos posibles apareciendo en la prensa y buscando enfrentamientos. Creo que se equivocan, ya que los ciudadanos, lo que quieren, es que no exista confrontación y no eligen a nadie para que vaya en contra de quien tenga la mayoría o en contra de la Isla en determinadas cosas. Lo que quieren es que, si hay propuestas, que sean en positivo. Así se ha visto a lo largo de nuestra historia democrática.

-¿Se presentará ustéd en las próximas elecciones como candidato al Cabildo?

-No sé. Tienen que existir una serie de circunstancias. Primero, que mi partido me proponga, que me vea con la misma ilusión que ahora...

-¿Le gustaría?

-¿Tener la misma ilusión que ahora? Bueno, me gustaría ver terminados algunos de los proyectos que estarán todavía en curso, pero que probablemente se terminen en dos, tres meses o un año más tarde. Luego tengo que consultar a mi familia, aunque ya tiraron la toalla hace algún tiempo. Sinceramente, es un tema que me plantearé después del verano. Hay preocupaciones y una serie de compromisos que me dejan poco tiempo para meditarlo.

-¿Cuáles son sus candidatos ideales para los ayuntamientos de Santa Cruz y La Laguna y para la presidencia del Gobierno?

-Es muy difícil. Ana María Oramas, y ya no es una apreciación mía y de los ciudadanos que vivimos en La Laguna, sino de todas y cada una de las personas que nos visitan, es, sin dudarlo, la mejor opción para la ciudad. Miguel Zerolo es distinto a Ana Oramas, pero creo que ha demostrado también que es un gran alcalde. Prueba de ello son las líneas estratégicas que sigue Santa Cruz, y creo que los ciudadanos se han dado cuenta. A lo mejor, con el día a día no se dan cuenta, pero ¿qué era Santa Cruz hace 10, 20 ó 30 años? ¿Cómo ha evolucionado? Creo que sería el gran candidato. Otra cosa es lo que ellos decidan o lo que les apetezca. Y para el Gobierno de Canarias, Adán Martín, pero soy consciente de que en el Ejecutivo, en el Cabildo, en Santa Cruz o en La Laguna, algún cambio tiene que haber. Por lo tanto, puede ser quizás en el Cabildo.

-José Manuel Bermúdez se ha integrado plenamente en la política local de Santa Cruz. ¿Qué futuro político le augura?

-Creo que José Manuel Bermúdez es un gran político, una gran persona, un hombre trabajador y con una buena visión política. Sabe, además, politiquear, es decir, regatear en corto cuando hay que hacerlo, y por lo tanto es un gran político. En el puesto que esté ocupando o que vaya a ocupar, sea el de candidato a una alcaldía, a la presidencia del Cabildo, al Gobierno de Canarias o lo que sea, lo hará bien, seguro. Es una hombre con experiencia política y que analiza con sosiego cada una de las cosas, algo que es muy importante.

-Va acabando un mandato más y siguen sin iniciarse las obras del Anillo Insular, el tendido del Sur y el puerto de Granadilla. ¿Qué futuro tienen estos proyectos?

-Ya tenemos el listado de empresas que se han presentado a la licitación de las obras de la primera parte del Anillo, que se adjudicarán este mes. Creo que, después del acta de replanteo, el inicio está previsto para el segundo semestre de 2006, y luego ya seguirá hasta que se finalice. Dentro de este mismo año se iniciará la licitación de otro tramo, con lo cual, de los tres grandes tramos que faltan, dos estarán en fase de ejecución dentro de este mandato, aunque reconozco que me hubiese gustado que no estuviera en fase de licitación y de obra, sino en fase de finalización. Por diferentes motivos, en nuestra Isla tenemos que ser muy cuidadosos con todas y cada una de las grandes infraestructuras, porque se pueden producir daños irreparables. A lo mejor no pasa nada porque una obra se retrase un año o un año y medio si con ello se tiene la seguridad de que se mejora notablemente el trazado y, al hacerlo, no se dañan determinados aspectos que pudieran tener consecuencias para las futuras alegaciones.

-¿El recorrido del tendido del Sur es el mejor posible?

-Ocurre lo mismo que con el cierre del Anillo Insular. En nuestra Isla tenemos la mitad de la superficie protegida, y queremos que siga siendo así. De la otra mitad, el 50% es suelo agrícola y el resto donde viven cerca de un millón de personas. Por eso es muy difícil hacer algo sin afectar a un número importante de personas, ya sean sus viviendas, sus propiedades o desde el punto de vista medioambiental y paisajístico... Es casi imposible. Por eso creo que la línea del Sur, cuya competencia es del Gobierno de Canarias, se ha de crear, le guste o no a uno o dos alcaldes de turno o a estas personas de aquí o allá. El perjuicio de no hacerlo sería tan grande para el resto de la población que hay que tomar estas decisiones. Martín Lutero decía que "es difícil llevar la llama de la verdad a través de una masa humana sin quemarle a alguien la barba". Aquí, como en muchas cosas, habrá alguna barba quemada. Después de muchos estudios, la solución menos mala es la que es.

-¿Le ha quitado muchas horas de sueño este problema?

-Creo que a mucha gente. A mí, al presidente del Gobierno de Canarias, a los consejeros de Industria y Energía, a los alcaldes afectados, a los sectores económicos... Prácticamente a todo el mundo y a todos los sectores sociales. Si tuviéramos el anillo eléctrico cerrado, los inconvenientes de la última tormenta tropical hubiesen sido mucho menores.

-¿Cómo valora el espaldarazo al puerto de Granadilla por parte del Comité de Peticiones de la UE?

-No es definitivo, pero es importante que se archiven las quejas de determinados grupos. Es un paso muy importante, porque es difícil que la Comisión tome una decisión en contra del propio Parlamento Europeo. Además, ha sido prácticamente por unanimidad, y si lo han apoyado los partidos europeos es porque el puerto ha sido uno de los más estudiados en detalle de toda la UE. Ahí se ha demostrado que los argumentos que se esgrimían para oponerse al Puerto de Granadilla no eran sólidos.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres