Blogia
La Voz de Gran Canaria

El Gran, Gran, Gran y la gran mentira de quien por no querer el 'Gran' sigue rompiendo la Región

El Gran, Gran, Gran y la gran mentira de quien por no querer el 'Gran' sigue rompiendo la Región

GRUPO DE OPINIÓN "TAMARÁN"

El editorialista-Condestable, cada vez más frenético porque se le viene encima el final de la "hora de Tenerife" (Infierno), en la pseudo-encíclica aparecida en su periódico "El Día" de su Santa Cruz, el domingo día 7, se descuelga con un "erudito a la virulé" estudio relacionado con una de sus recidivas obsesiones: el Gran de Gran Canaria.

No cabe duda de que en su escrito hay que destacar tres facetas de su odio paranoico a Gran Canaria y a los grancanarios que, sin duda, condicionan su chocante personalidad: una, la amputación del GRAN a Gran Canaria; otra, su pertinaz tergiversación de la Historia de Canarias y, por último, la escasa cultura que demuestra al tratar de imponer a terceras personas que conocen la verdad histórica, su inventado criterio basado en rebuscadas verdades a medias. Porque no es de recibo lo que el editorialista-Condestable viene haciendo reiteradamente, buscar mapas o escritos en los que a Gran Canaria sea denominada Canaria (obsérvese: la mayoría dibujados por militares y posteriores al S.XVIII, o sea, cuando la Capitanía General ya había sido caprichosamente trasladada desde Gran Canaria a Tenerife (Chicharronia)), naturalmente oculta a sus lectores los innumerables documentos de tal clase en los que se llama a esta isla por su ancestral y glorioso nombre de Gran Canaria. Tampoco es de recibo argumentar que "el Archipiélago fue conocido como islas de Canaria y así siguió hasta que se supo que la isla principal, mayor y más bella era la isla del "Infierno", Tenerife", tratando de sobreseer que Gran Canaria, en estos tiempos denominada "el continente en miniatura", o sea la isla a la que la naturaleza dotó de todo, en la antigüedad fue la isla más hermosa y más rica en vegetación del Archipiélago. Recuérdese la mítica selva de Doramas y los grandes pinares que, desgraciadamente, resultaron bastante esquilmados por la industria de la producción de azúcares que la enriqueció de tal manera que, sin duda, la mantuvo en la categoría de más importante, principal y cabeza o capital de Canarias, desde el siglo XV, condición que, con diversos avatares ha mantenido hasta nuestros días.

Continúa el editorialista-Condestable embistiendo en contra de las TVs que se ven en el Archipiélago y dice "en estos tiempos, la TV canariona y la TV española se desgañitan cada segundo con el "Gran, Gran, Gran" y la capital grancanaria, capital grancanaria, capital grancanaria, con el fin de elevar a esa isla y a la ciudad a la máxima potencia. Vamos a ver quien de ATI-CC, PP o PSOE se atreve a decir en Madrid donde el Estatuto espera recibir el visto bueno de las Cortes, que el "Gran" debe desaparecer y que hay que corregir el escudo y enumerar las islas por orden de tamaño e importancia y no por orden alfabético que sería absurdo".

¡Cuanta desazón producen en el estrecho espíritu del editorialista-Condestable los nombres de la Ciudad e Isla más importantes de Canarias!. El párrafo transcrito es una muestra más del negro odio a Gran Canaria y a los grancanarios y del complejo de inferioridad colectivo que infecta a la mayoría de los chicharrones y muy en particular al editorialista-Condestable. Estamos cansados de repetir que el nombre de Gran Canaria aparece repetidamente en las Bulas Papales (y no se olvide que el Papa era la autoridad máxima en el mundo cristiano en los tiempos en que las islas de Canaria fueron definitivamente incorporadas a la Corona de Castilla) y en todas las Reales Cédulas sancionadas por los Reyes Católicos, su hija Doña Juana de Castilla y demás Reyes que les sucedieron.

Pero, el editorialista-Condestable se opone; considera que su criterio es superior al de Papas y Reyes y por lo tanto es el que debe imperar en el nuevo Estatuto de Canarias, porque otra cosa "sería absurdo, un engaño a la realidad física y geográfica y política de Canarias. Y confunde al turista y desvía los dineros interesadamente". ¡Quien lo iba a decir!. Fíjense Vds. como el GRAN confunde a los turistas que vienen a disfrutar de las grandes playas naturales con que cuenta Gran Canaria, como la de Maspalomas y la capitalina de Las Canteras, ¿los confundirá cuando las comparan con las playejas artificiales de Tenerife (Infierno)?.

Pero, cosa curiosa, reconoce que "en el libro que relata los viajes, aventuras y descubrimientos de Gadifer de La Salle y Jean de Bethencourt, escrito en francés y titulado "Le Canarien" se lee el nombre de "Gran" escrito en castellano antiguo y trasladado también al francés antiguo en la grafía propia de 1402 a 1422. Estas visiones las ampliaremos en su momento con otras que concluyen argumentando y descubriendo la enorme superchería que supone el "gran" inventado por los canariones para la tercera isla del Archipiélgo en superficie e importancia". ¡Mire Vd. por donde hasta Gadifer de La Salle y Jean de Bethencourt eran pro-grancanarios, según pontifica el editorialista-Condestable! Se necesita ser lelo...
Reproduce parcialmente, en su periódico, el Atlas de Ptolomeo, editado en Roma en 1490, dos años antes de que Colón descubriera América y curiosamente solo aparecen seis islas con sus supuestos nombres latinos, entre ellos Canaria. Sin embargo, (¿la habrán borrado para curarse en salud?) no aparece la isla del Infierno, como la ha llamado, con propiedad documentalmente probada, el aspirante a Presidente de la Comunidad Autónoma Manuel Lobo Cabrera, actual Rector de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria.

¡Ya está bien de sandeces! Es intolerable que este senil mequetrefe, a quién algunos pretenden le sea otorgado un Premio Canarias, continúe con sus impertinentes y mendaces cantinelas semanales, preñadas de odio a Gran Canaria, sin que nadie, con nuestra honrosa excepción, le salga al paso y refute esa reiterada actitud, que es más que dañina para la unidad del Archipiélago.

Información de: El independiente de Canarias, 9-1-2006

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

jose -

Ole ole y ole. Soy chicharrero. No se si tu eres anti-tinerfeño, sinceramente no me importa, porque no escribo para pelearme absurdamente entre dos islas. Escribo porque me encanta el "blog" que has abierto. Siendo de Tenerife me da verguenza ajena este periódico. A mi parecer no dicen más que tonterías, y lo peor es que mucha gente en mi isla lee "el panfleto" ese... que desastre. Seguro que más de uno, sin autocrítica, se cree lo que lee. No creas que únicamente se meten con ustedes, también lo hacen con los "godos", a quienes recrimina que estos sólo comieron caliente cuando vienieron a conquistar nuestras islas... lamentable. Bueno un saludo de un chicharrero que está totalmente de acuerdo con la crítica que le presentas al editorialista de El Dia.
PD: La foto me la pongo de imagen principal de FB, Tuenti, msn, etc... BUENISIMA!!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres