Blogia
La Voz de Gran Canaria

Varios artistas canarios rinden tributo a 'Lolita Pluma' en una exposición

Varios artistas canarios rinden tributo a 'Lolita Pluma' en una exposición Las Palmas de Gran Canaria rinde tributo desde este miércoles a uno de los más singulares personajes de su historia reciente, Lolita Pluma, una mujer que se ganó el cariño de artistas e intelectuales con su loca ingenuidad.

Esta exposición está promovida por un fotógrafo que la retrató en los años setenta, cuando Lolita reinaba en el Parque Santa Catalina, centro de reunión de todo tipo de habitantes y visitantes de la capital.

Este tributo a su figura quiere reivindicar como símbolo del paisaje humano y de la historia íntima de la ciudad al personaje que creara en sus años de decadencia la desaparecida María de los Dolores Rivero Hernández, una ex prostituta que, perdido todo su atractivo a resultas de su progresiva degeneración física y con él sus fuentes de sustento, acabó viviendo de la caridad en el parque.

En ese lugar, donde una escultura que simula recorrer los pasillos ajardinados donde se la solía ver, seguida de sus fieles compañeros, un grupo de gatos callejeros, recuerda su estampa desde hace unos años, una Lolita Pluma con la razón perdida u olvidada para no guardar consciencia de su declive se hizo cada vez más conocida, ya fuera como objeto de burla o de estima.

No faltaban de hecho en los años setenta, cuando el Santa Catalina, a la entrada del Puerto de La Luz, era escenario del bullicioso transitar de comerciantes y turistas atraídos por una creciente dinamización económica de la isla, visitantes o paseantes del lugar que le pedían fotografiarse junto a ella.

Su estima o caridad fue el único asidero del que dispuso para subsistir aquella mujer, que, nacida en 1904, siguió durante más de una década, hasta su fallecimiento en los años ochenta, haciendo del parque su hogar.

En él podía ser vista casi en cualquier momento del día y convertida a menudo en centro de atención, ya fuera por ser objeto de la curiosidad de los turistas o de las perrerías de niños y jóvenes que le hacían burla, despertando en ocasiones la compasión de paseantes o trabajadores de las terrazas y tiendas de la zona que salían en su defensa.

Despreciada por no pocos como un mal ejemplo, tanto por su pasado turbio como por su esperpéntico presente de esos años, cuando iba de un banco público a otro ataviada con ropas estrambóticas y luciendo manchas de pintalabios y sombras de ojos que desbordaban de forma ridícula sus rasgos ya ajados, Lolita Pluma consiguió a fuerza de tiempo hacerse un hueco en la memoria colectiva de la ciudad.

Prueba de ello son los varios artistas que han hecho motivo de inspiración para canciones, poemas, narrativas o documentales su figura, que, en parte olvidada en el periodo transcurrido tras su muerte, pretende volver a situar en primer plano del recuerdo de los grancanarios la exposición que en su memoria se inaugura este miércoles.

Una convocatoria que, bajo el lema Lolita Pluma, 100 Aniversario (1904-2004), y con el subtítulo Homenaje de los artistas canarios, reúne obras de casi setenta creadores isleños, pintores, fotógrafos y artistas gráficos que han recreado una instantánea de María de los Dolores Rivero Hernández que sacara tiempo atrás el comisario de la exposición, Joaquín García Aguilar.

El resultado de ese proyecto fue una imagen en blanco y negro que, tras tres años de empeño, ha logrado ahora que sirva de base para las creaciones de los numerosos artistas que, remozando la foto cada uno en una personal versión, participan en la exposición inaugurada este miércoles, que estará abierta hasta el 2 de octubre en el Centro de Iniciativas Culturales de la Caja de Canarias.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

ehedey -

Si si , ahora hacen homenajes pero cuando estaba en el parque pasaba hambre, que hipocresía tan grande.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres