Blogia
La Voz de Gran Canaria

Sospechosas maniobras...

Sospechosas maniobras...

GRUPO DE OPINIÓN "TAMARÁN"

Tanto este comentario como los muchos que le han precedido, es aclaratorio y trata de establecer la verdad histórica "verdadera" que casi nunca coincide con la "verdad" que pregona el editorialista-Condestable en sus soporíferas "pseudo-encíclicas" dominicales, muy en particular en todo lo relacionado con su odiada Gran Canaria.

Este lo dedicamos al amigo Carmelo Dávila Nieto, grancanario de pro, uno de los pocos que, al igual que nosotros, expresa públicamente y por escrito su rechazo a la continua tergiversación de la Historia de las Islas Canarias (antes de Canaria, o sea de Las Palmas de Gran Canaria, ahora llamadas Canarias) que llevan a cabo el editorialista-Condestable y sus conmilitones. Nosotros, los "Tamaranes", queremos que la verdad "verdadera" aparezca y brille como tiene que brillar.

Porque, como ha descubierto Carmelo, hay chicharrones que hasta se atreven a silenciar las estruendosas derrotas sufridas en Gran Canaria por los almirantes ingleses Drake y Hawkins en 1595 y el holandés Van der Doez en 1599, este último comandante del ataque naval, invasión e intento de toma de la isla que ha sido, por el ingente número de buques y soldados, el más importante sufrido por el Archipiélago a lo largo de toda su historia, y que terminó con una gran victoria de las tropas defensoras de la isla en la batalla de El Batán que obligo a la retirada y reembarque, en desbandada, de los holandeses, todo lo que oculta para mentar los ataques a La Palma y el Hierro por los primeros y a La Gomera por el último y, finalmente trata de transformar en victoria la capitulación firmada con el contralmirante inglés Nelson en 1796 luego de su ataque y desembarco en el lugar, que no pueblo y mucho menos ciudad, de Santa Cruz de Tenerife.

Pues bien, en su "pseudo-enciclica" aparecida en "El Día" de Santa Cruz de Tenerife (Infierno-Chicharronia) el domingo 5 de noviembre, el editorialista-Condestable, después de sermonear sobre la posible moratoria a la entrada en España de trabajadores rumanos y búlgaros y de apalear a los políticos chicharrones a los que falta valentía política... por mucho miedo a las urnas y de proponer la manera de encontrar la fórmula, más o menos mágica, que regule la entrada de foráneos en las islas, descubre que, inminentes cambios en la organización de los tres ejércitos españoles con la implantación de nuevos cuarteles generales, Canarias tiene un tratamiento diferenciado del resto del territorio nacional y será el propio Mando militar en el Archipiélago el responsable de preparar sus unidades y de la generación de mandos y fuerzas, lo que significa que la distribución actual por islas de las fuerzas militares y de quienes las mandan puede cambiar... ya nos han llegado rumores, tanto de la calle como de ámbitos mas cercanos al mundo castrense, que hablan de ciertas apetencias de Las Palmas también en este terreno... no olvidemos que, no hace tanto, se fijó en Las Palmas la sede de la Delegación de Defensa, dejando en Tenerife una subdelegación... ha desaparecido de la denominación del Mando de Canarias el término "Unificado", al quedar fuera del mismo la fuerza aérea, cuya unidad principal está en Gando... en fin... da la impresión de que de lo que se trata es de desplazar a la isla redonda el peso de las Fuerzas Armadas en Canarias. Si esto sucede, la tercera isla del Archipiélago ejercerá de primera, un contrasentido que, por supuesto, tendrá gravísimas consecuencias políticas, además de la traición, repetimos, que se comete con Tenerife.

Una vez más los "Tamaranes" vamos a aclarar ideas al editorialista-Condestable y a determinar la verdad histórica. El mismo reconocía, hace unas semanas, que la Comandancia (luego Capitanía) General había sido trasladada desde Las Palmas de Gran Canaria, donde estaba su sede oficial a La Laguna (primero) y luego a Santa Cruz. ¿Por qué ahora, si las circunstancias, las conveniencias estratégicas y logísticas lo exigen, como consecuencia de mejores instalaciones (Aeropuerto, Puertos, gran Ciudad cosmopolita, la existencia de las Bases Naval y Aérea, con sus Comandancias Generales, la Delegación de Defensa, así como su cercanía a Africa etc,) habría de considerarse traición a Tenerife (Infierno-Chicharronia) el que el Mando de las Fuerzas Armadas en Canarias, llámese Capitán General o como sea, regrese a Las Palmas de Gran Canaria, la Capital que fue su primitiva sede durante más de dos siglos?.

La indudable muy superior importancia militar de Gran Canaria, tercera isla en superficie pero primera y principal en todo lo demás, obliga a que las cosas, más tarde o más temprano, sean como teme el editorialista-Condestable, para desgracia de su Tenerife (Infierno-Chicharronia), primera isla en superficie y segunda (observen que no decimos tercera o última) en importancia del Archipiélago. Así que, de "apetencias de Las Palmas" o de sospechosas maniobras, nada de nada. En todo caso, delirios seniles de mente calenturienta. Continúa el editorialista-Condestable lanzando una andanada contra Juan Fernando López Aguilar, a quien califica como "Alto Comisario de España en Canarias". Duda de que conozca a Tenerife y las restantes islas que no sean la suya y se pregunta: ¿porqué no los de aquí, Santiago Pérez, Juan Carlos Alemán o José Segura, por ejemplo (para desempeñar el cargo que inventa).. Sin duda, estos señores, los tres de Tenerife (Infierno-Chicharronia) saben de Gran Canaria y de las restantes islas todo lo que hay que saber y por eso alguno de ellos ha tolerado que Instituciones del Gobierno, cuya cabecera estaba en Las Palmas de Gran Canaria, hayan sido trasladadas a Santa Cruz de Tenerife.

Termina transcribiendo un extracto de una obra imaginaria (¡desde luego que si!) de Gonzalo Fernández de Córdoba, titulada División territorial militar, en la que afirma que Santa Cruz de Tenerife es la capital por derecho propio de las Islas Canarias. ¡Menudo sabihondo!.

Una vez más vamos a determinar la verdad histórica: la Real Ciudad de Las Palmas, primera fundada por los castellanos en el Archipiélago canario, desde la que se organizó la conquista e incorporación de las dos islas realengas restantes, La Palma y Tenerife, fue Ciudad Capital de las islas y en ella estaban las sedes de todos los organismos de jurisdicción regional, hasta 1812 en que, arteramente, le fue arrebatada dicha condición, que afortunadamente recuperó en 1927 y, desde entonces ha sido y continuará siendo Capital principal de Canarias, por los siglos de los siglos...

Información de: El independiente de Canarias, 8-11-2006

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres