Blogia
La Voz de Gran Canaria

Desequilibrio tecnológico a favor de Tenerife de la mano de Coalición Canaria

Desequilibrio tecnológico a favor de Tenerife de la mano de Coalición Canaria El desequilibrio regional a favor de Tenerife frente a Gran Canaria se agudiza cada vez en mayores proporciones en la implantación de la Sociedad de la Información a través del Plan Canarias Digital, que comenzó a aplicarse en el año 2000 y tiene de plazo el 2006.

La viceconsejería de Tecnología, dirigida por Rosendo Reboso, compró en el año 2000 unos 1.900 millones en equipos (hardware) y programas (software) informáticos para las diferentes consejerías, gastando el 76% en empresas con su domicilio fiscal en Madrid, el 20% en Tenerife y sólo un 1% en Las Palmas, quedando el 3% sin identificar.

La inversión con fondos gastados en dicho año a cuenta del Plan Canarias Digital (PCD), diseñado por el Ejecutivo autónomo para acercar a instituciones, empresas y ciudadanos a la llamada Sociedad de la Información, muestran un nuevo síntoma palpable de un camino hacia el desequilibrio de las nuevas tecnologías a favor de Tenerife frente a Las Palmas. Los datos cantan. El Gobierno ha invertido en ese año con dinero del Plan Digital 1.894.589.161 pesetas para la compra de material informático en hardware (equipos) y software (programas) dirigidos a abastecer sólo a consejerías.

Según los 42 Boletines Oficiales de Canarias (BOC) donde se recogen concursos públicos o procedimientos para comprar material informático desde enero del 2000 hasta marzo del 2001, el Ejecutivo invirtió 1.440.735.698 pesetas en empresas con domicilio fiscal en Madrid (76,04%); 369.335.324 pesetas con domicilio fiscal en Tenerife (19,49%); 26.800.0000 millones en Las Palmas (1,41%); y se gastó otros 57.718.139 pesetas (3,05%) sin identificarse el nombre de la empresa en el boletín.

La viceconsejería dirigió su inversión en material sobre todo a empresas madrileñas sin aportar un empuje económico en las Islas. En algunos casos, compraron equipos a empresas como El Corte Inglés o Fujitsu con delegaciones en Las Palmas, pero que radican su domicilio fiscal en Madrid y, a su vez, traen el material de la Península. Este tipo de transacciones tienen diferentes repercuciones en otros campos como por ejemplo en el sector de la alimentación, ya que cuando se compra a Hipercor, esta empresa también de El Corte Inglés se surte del mercado local y beneficia a la economía de Canarias. Las transacciones tecnológicas sólo benefician al exterior.

Dentro de estas adquisiciones, expertos informáticos de la ULPGC consultados señalan que compras de pequeños hardware por valor de 100 millones se podrían haber efectuado en las Islas en condiciones de competitividad. Entre otras anomalías, afirman que se recogen gastos de 10 millones en “alquileres” de ampliaciones de memoria de equipos, en vez de comprarse, y una inversión calificada de “muy por encima de los precios de mercado” de unos 250 millones en concepto de servicios de mantenimiento a empresas madrileñas.

También se detecta un desequilibrio en la compra de software. A pesar de que el mercado canario tiene un similar número de empresas de desarrollo de soft en ambas provincias y tiene un mismo volumen de ventas y de precios competitivos,el Ejecutivo decidió concentrar las compras y desarrollo de software original en empresas de Tenerife frente a Las Palmas. En concreto, Reboso firmó nueve contratos de adjudicación de software, mediante concurso público, a Tenerife frente a sólo uno en Las Palmas (el 1% mencionado).

Desde un inicio el Plan Canarias Digital (PCD) se ha escudado en la falta de claridad, ha denunciado siempre el PSC en la voz de su portavoz parlamentario José Alcaraz, quien ha reclamado una “definición de la inversión por islas” para saber si existen desequilibrios. Ningún dato.

Lo que se sabe son los objetivos (filosofía).

Martín Herster, responsable técnico informático del Gobierno, explicaba brevemente el concepto: “es un plan con una (supuesta) inversión de 106.000 millones a gastar entre el 2000-2006 para conseguir implantar la Sociedad de la Información”. Es decir, agregó que “las empresas puedan desarrollar su negocio vía electrónico, las instituciones tengan servicios en red, la industria canaria se diversifique y no sea sólo turismo y los ciudadanos accedan a servicios por Internet.

El Gobierno empezó a ejecutar el PCD en el 2000, pero una primera muestra de la falta de transparencia ha sido que no se haya llevado al Parlamento hasta el 2001 para su aprobación. Otra síntoma de desequilibrio fue la creación de un cibercentro en Tenerife para gestionar y mantener el PCD, sin crearse uno similar en Las Palmas.

La inversión es otro asunto poco claro. ¿Cómo ingresa 106.000 millones para el Plan» El Gobierno apunta que una parte viene de los fondos europeos de desarrollo regional (Feder); otra del “Info XXI” (Estado); una pequeña del Gobierno; y un 35% de los empresarios. Nunca ha sido capaz de cuantificar exactamente cuanto se obtiene de cada parte.

¿Cómo se gasta el dinero?. El Ejecutivo invirtió en material tecnológico (publicado en este informe); y en ayudas a empresas, sin transcender datos. La inversión es grande. Las pymes quieren participar. Sólo un municipio, Adeje, ofrece servicios por Internet y por iniciativa propia. Y el Gobierno se empeña en declarar que no miremos la inversión por isla, que pensemos en un concepto globalizado.

Cabildos, municipios y ciudadanos quedan excluidos

El entonces presidente Román Rodríguez y supuesto "representante" de los intereses grancanarios, afirmaba entoncees en discurso ante empresarios y el príncipe Felipe que “nuestro reto son las tecnologías de la sociedad digital”. Tras casi cuatro años de trabajo todavía se habla de “retos”. Nada de hechos.

El área tecnológica, dirigida por Rosendo Reboso, dedicó la inversión del PCD en este último año a compra de material destinadas a las consejerías del Gobierno, sin ningún tipo de implicación para extender y hacer partícipe de este plan a municipios, cabildos, universidades, hospitales, colegios y otros centros. Este tipo de inversión desprende dos ideas: el Gobierno prioriza la instalación de una red propia de comunicaciones y, de momento, se desliga de la creación de un soporte para consolidar una oferta de telemedicina, teleformación y otros servicios para ciudadanos. Hoy, la penetración de Internet es sólo de 11,7% a nivel doméstico y un 2% en empresas, en Canarias.

Los hechos muestran que los 42 concursos abiertos en el último año para adjudicar inversiones han sido todas para consejerías: 8 a Presidencia; 18 a Educación; 4 a Sanidad; 6 para Economía; 3 a Empleo; y 3 a Obras.

Reboso autorizó 28 concursos negociados y sin publicidad para conceder la inversión

El Gobierno de Canarias es el mayor cliente informático del Archipiélago. Es el que más dinero invierte y, por consiguiente, donde hay mayores intereses creados. Por ello, la administración debe velar por mantener la transparencia en estos procesos, y más cuando se maneja un plan de 106.000 millones, pero actualmente parece existir sólo la opacidad. De los 42 concursos públicos ofertados el pasado año, el Gobierno adjudicó unos 57 millones mediante tres concursos sin figurar en el BOC el nombre de las empresas.

A su vez, el área de Tecnología del Gobierno, dirigida por Rosendo Reboso, usó (abusó) del procedimiento de contratación negociada, sin publicidad y urgente. En concreto, el Ejecutivo ofertó 14 concursos para adjudicar inversión con procesos abiertos y 28 por procesos negociados y sin publicidad. Al mismo tiempo, seguían en el aire inversiones millonarias a las que aspiran grandes empresas de telecomunicaciones. El Gobierno planeaba sacar a final de año tres grandes concursos multimillonarios: el más gordo, uno de más de mil millones para adjudicar la red telefónica de la administración autonómica y a su vez la transmisión de datos del PCD; otro de más 300 para adjudicar la transmisión del Servicio 112; y otro cercano a los 500 millones para la explotación de los cibercentros.

Canarias Telecom y Telefónica, entre otras, aspiran a lograr estos contratos. Rosendo Reboso ha mantenido contactos con el presidente de Telefónica, Armando Santana, sin definirse el contenido. Lo único que trascendió fue que el contrato para mantener la red de telefonía de la administración entre Gobierno y Telefónica finalizaba en 2001. Fuentes del Gobierno señalaron que el nuevo concurso de la red y transmisión de datos tendrá un pliego con condiciones “imparciales”, y no podrá optar a la exclusividad de oferta servicios por esa red porque sino se estrangularía la competencia al sector privado.

Una lista cerrada a las pymes informáticas

Las pequeñas y medianas empresas (pymes) de informática de Canarias han criticado siempre que la viceconsejería de Innovación Tecnológica, dirigida por Rosendo Reboso, imponga una lista cerrada de sociedades que pueden optar a suministrar material al Gobierno canario. El Ejecutivo señaló al periódico que han sacado un nuevo proceso para cambiar la lista, pero no han especificado si la van a abrir a cualquier empresa o continuará siendo una lista única de sociedades las que pueden acudir a los concursos.

Las empresas que han firmado contratos con el Ejecutivo para suministrar material informático, con gastos al PCD, a través de los 42 concursos públicos ofertados este último año son: con domicilio fiscal en Madrid están Sun Microsystems Ibérica, Dell Computer, Desarrollo Informático, Fujitsu, I. Business Machines, El Corte Inglés, Desarrollo Informático, Omnilogic, Xerox, AG España y Compaq; radicadas en Tenerife están Burke, Centro Tecnológico de Canarias, General de Software de Canarias, Enter Informática de Canarias 88, Micro I, Corianca, Teide Soft; y, por último, con domicilio fiscal en Gran Canaria hay sólo una empresa llamada Servicios Integrados Tecnológicos, SL.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

1 comentario

Nike Shox Rivalry -

Edge points in let me see you, let me know your recognition, music, let me into your friends, and I had hanged when you, and let me have your room to let me keep, empty rooms at you!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres